Mármoles

Debido a su reconocida belleza y la elegancia que transmite su brillo, el mármol es una de las piedras más usadas desde la antigüedad.

Se trata de una roca caliza metamórfica, de grano muy fino, gran densidad y dureza, con el que se pueden obtener acabados de gran belleza gracias a su veteado y a la facilidad con la que puede ser pulido hasta lograr un aspecto brillante. Su componente básico es el carbonato cálcico, cuyo contenido supera el 90%; los demás componentes –denominados impurezas- son los que dan gran variedad de colores y definen sus características.

Usos en arquitectura:

  • Recubrimiento de paredes, tanto interiores como exteriores,
  • Escaleras y suelos interiores en los que se desee dar un toque de distinción y elegancia.
  • Elementos ornamentales interiores como por ejemplo barandas, columnas, etcéera.
  • Revestimiento en baños y cubiertas para vanitorios
  • Mesadas en cocinas, estantes, etcétera.

No es recomendable su uso para suelos de mucho tránsito o que debe soportar mucho peso, tampoco en aplicaciones donde se expone a la intemperie.

© 2014 Todos los derechos resevados Cozzi & Cozzi eureka! marketing